Dormir con tapones

En general, dormir con tapones de oído no supone un problema salvo que haya alguna predisposición a las infecciones del conducto auditivo externo.